miércoles, abril 05, 2006

El Señor es mi Pastor...

Estuve consultando a través del Internet las listas de casas en alquiler en una precaria región montañosa en la parte Sur del centro de Norteamérica, y viendo la descripción de una casa en particular, leí lo siguiente “puerta trasera con llave.” ¿En qué me estoy metiendo??

Sencillamente empecé a reírme y dijo, “Señor, ¿en qué me estoy metiendo?”

Tengo que mudarme de la casa donde vivo actualmente y no sé específicamente a donde voy o si quiera si tengo los fondos para hacerlo. Estoy en crisis, en crisis de tiempo, en crisis financiera, y todo parece irremediable. Yah ha dicho que no me preocupe por pesimista que parezcan las cosas, no estoy preocupada.

He sabido desde hace 2 años hasta ahora que tendría que dejar el área en la que estoy. Ahora que Él tiene toda mi atención, estoy sencillamente tratando de hacer las cosas como Él desea.

He recibido maravillosas invitaciones para ir a celebrar, en un par de Estados diferentes, la fiesta de La Pascua con los creyentes en Yah.

Los aprecio. Me han hecho sonreír. Verdaderamente los amo chicos y chicas.

El Señor me ha dado para hacer un verdadero gran trabajo, hacer guerra contra nuestros enemigos y contra aquellos que buscan dañarnos y exterminarnos, y realmente este trabajo es lejos de la computadora, así que estaré ocupada con eso también en los meses por venir.

Pensando idealmente, me gustaría encontrar una cueva donde vivir, una casa cueva. De todos modos a mi no me gusta estar afuera bajo el sol, porque es muy caliente, nunca salgo afuera hasta que no está fresco o con sombra, a menos que tenga que hacerlo, por supuesto; pero con 4 niños a todos les parece que lo que yo estoy haciendo siempre en el verano es ‘calentando el taxi’ y corriendo a llevarlos algún lugar.

No es fácil ser yo.

Sencillamente lo hago.

Si el Señor está hablándote y llamándote a hacer algo…hazlo. ¿Eres confiable? ¿Puede Él depender de ti en lo que sea que Él te pida? O ¿eres todo hablar y nada trabajar? Algo en que pensar.

Él necesita a Su pueblo para que lo escuche y se levante por Él en estos últimos días. Mucho de su pueblo necesita dejar de enfocarse en cosas que le hacen perder el tiempo, y de una vez y por todas meterse de verdad con Él.

Las cizañas…siempre haciéndose pasar por cristianos para mantenerlos distraídos, en pecado, o infructuosos. Aprendan y reconozcan su juego y no lo jueguen. El Señor es Mi Pastor.

¿ Lo es tuyo también?